Daniel Bosque: Así Lo Veo Yo
Empresas por País/Región Por Rubro
A B C D E F G H I J K L M N Ñ O P Q R S T U V W X Y Z

ACTUALIDAD

(Escribe Daniel Bosque) Pobreza argentina a full y las instrucciones para llorar

Documentos Especiales Mining Press

MINING PRESS/ENERNEWS

DANIEL BOSQUE*

"Para llorar, dirija la imaginación hacia usted mismo. Se tapará con decoro el rostro usando ambas manos con la palma hacia adentro. Duración media del llanto, tres minutos". (Julio Cortázar, en "Instrucciones para llorar")

Lo que faltaba. El político empresario cool y su carilinda ministra de la cuestión social acaban de asestarle un golpe fatal al raído narcicismo de los argentinos. Resulta que éramos tan pobres, tanto como una tercera parte del todo y que uno de cada dos pibes por debajo de los 14 la pasan mal y con privaciones. Las nuevas cifras del INDEC, que alguna vez supo ser para todos y todas, han tapado los medios y buena parte de los actores sociales de la República Argentina se han mostrado escandalizados.

Qué horror, cómo llegamos a esto, repiten en disonantes coros los que aplauden esta “restauración de la decencia y de la verdad” y en el otro rincón el 30% de nostálgicos del kirchnerismo, o mejor dicho, del nac&pop, “porque defiendo el proyecto por encima de lo que haya hecho el gobierno de Cristina, que para eso está la Justicia”.

La exhibición, casi obscena, de tanta pobreza y marginalidad ha mostrado, como quien rompe un huevo, cual es el núcleo de la cosa. "Es la inclusión estúpido" la moraleja. La Argentina igualitaria de Perón y Evita ha virado hace tres décadas desde el comienzo de la dictadura a nuestros días, a una sociedad crecientemente inmóvil. Si naces pobre, morirás ídem es el mensaje que han grabado a fuego sucesivos periodos, aunque la era K torció el debate hacia confundir paliativos con revoluciones. La Asignación Universal por Hijos que ideó Elisa Carrió fue leída por los acólitos de la pingüinera como una herramienta de transformación, y todos los planes sociales (Jefes, Jefas, Trabajar,etc) son la estela del remake redentor de los desposeídos.

Que alguien les traduzca por favor a los magnates o a sus gerentes que vinieron al Mini Davos qué es en realidad la Argentina. ¿Acaso un territorio salvaje, atravesado por la inequidad y la miseria? ¿O una tierra ubérrima, de las mejores del mundo, donde tirás cualquier semilla y brota el mejor árbol? La explicación debe ser cuidadosa para no espantar a los gringos admiradores de los bifes de chorizo de la voluptuosa Buenos Aires.

Dante Sica, de Abeceb, cifra en US$ 135.000 millones/año (el blanqueo de capitales argentinos fugados aportaría sólo US$ 20.000 M, una sola vez) el sustento necesario para el plan de desarrollo que sueña Macri. Y los economistas coinciden en que 2017 necesitará no menos de US$ 20.000 millones para pagar los servicios de la deuda. El secreto a voces es que, en la guerra contra la inflación, no habrá más emisiones sino más bonos. Todas estas grandes cifras poco importan al inocultable tsunami de pobres que inunda la Argentina. Un 10/15% de ellos son hijos de las recientes Macrinomics, el resto llevan el apellido paterno y materno del peronismo, que gobernó las 4/5 partes de la democracia. Casi tres décadas en las que el gran gran partido de masas se exculpa con que no lo pudo hacer mejor por el boicot de las corporaciones.

Ese es el quid de la cuestión. ¿A quién le debemos el copyright de la pobreza y la indignidad? ¿A una burguesía cínica que se habituó a malpagar a sus empleados, remarcar precios sin frenos, evadir impuestos y asociarse o coimear con los políticos? ¿O a una nomenclatura de tecnoburócratas que desde el Estado han prometido el oro y el moro para quedarse con el primero? Viejo dilema si la culpa la tiene el chancho o el que le da el afrecho

Parece un comentario gorila,  ponele que lo sea, pero unos cuantos justicialistas que le pusieron la rúbrica a su larga gestión en el país, con un poco de dignidad ciudadana deberían suicidarse. Como tantos chacareros, tamberos, comerciantes, a los que las crisis sucesivas les liquidaron vida y haciendas. El narcotráfico que estraga, la escuela derruida, la administración de la pobreza como piedra angular del negocio político llevan la marca registrada del gran movimiento popular argentino.

El presupuesto 2017 de Cambiemos es un acto de fe y de buena voluntad que hasta parece naif. Alfonso Prat Gay y Adolfo Sturzzeneger son otros dos pitucos que por encima de sus rencillas palaciegas prometen una inflación por debajo de los 20 puntos pero sin bajar el gasto público, como dictaría una bibilia neoliberal. La crueldad de la milanesa es que, en el acápite del asistencialismo a los más débiles, los fondos los sigue manejando el punteraje peronista y de izquierdas antisistemas. Un negocio que, en aras de la estabilidad y de ganar las legislativas del año que viene, el macrismo y sus socios no osan desmantelar.

Las cifras horripilantes de la pobreza, que con suerte serán tapadas este fin de semana con goles de Boca y River (Messi, lesionado, no puede contribuir a la distracción), promueven o esconden otro debate en la ciencia política, lejos de la calle, que acompañará por lo menos, a lo que dure el ciclo Macri. La dialéctica entre la teoría del desarrollo vs. la teoría de la dependencia que tanto entretuvo en los ‘70. La primera alumbró en la posguerra, con el Plan Marshall, y sostenía la necesidad de impulsar la prosperidad con cuantiosas inversiones externas. La segunda criticaba el sesgo imperialista de estas políticas y privilegiaba el rol del Estado y de las elites nacionales en la articulación de economías independientes y sociedades equitativas.

¿A dónde va la Argentina? Si ud. se devoró las ponencias seductoras del Business & Investments Forum concluirá en que nos espera un futuro increíble. Agroindustria, energía, minería, infraestructura, servicios, está todo por hacerse. El problema es qué hacer con los wachiturros, con los 15 millones de ciudadanos, en su mayoría jóvenes,  que quedaron en la banquina.

El país, a izquierda y derecha de su enorme potencial, es un escenario muy poco competitivo. El nac&pop gestionaba este gap con subsidios, protecciones discrecionales, capitalismo de amigos. Macri navega entre su desarrollismo errático y el hambre de ajuste impostergable. La falta de eficiencia, por ahora, la sigue cerrando el empleo público, por eso esta semana se conoció que en el último año el Estado sumó 80.000 agentes y la industria perdió 20.000.

Es probable que Argentina, con vientos a favor, surfee esta crisis y retome el crecimiento. Y que aparezca entre los milagros económicos del siglo XXI. Algunas de estas noticias de la prensa color salmón incluso llegarán a sus sowetos, a las inmensas barriadas donde se malvive el hambre, el frío y el calor, en los que reina la droga y la vida no vale nada.

*Director de EnerNews y Mining Press

 

Volver a la Home
  1. Escribe Daniel Bosque: Notre Dame y las chapuzas low cost
  2. Escribe Daniel Bosque: Ha vuelto el Matador
  3. Escribe Daniel Bosque: La minería argentina entre la PDAC, el Fraser y las urnas
  4. (Escribe Daniel Bosque) Gioja y Solanas: Delete, delete y marxismo puro
  5. Escribe Daniel Bosque: Vale y Bolsonaro, gigantes con pies de barro
  6. Escribe Daniel Bosque: Brumadinho, un enorme paso atrás para la minería mundial
  7. Escribe Daniel Bosque: El aniversario más triste entre la barbarie y el silencio
  8. Escribe Daniel Bosque: El tarifazo bueno y los tres chiflados
  9. Escribe Daniel Bosque: Urnas, crisis y culebrones en Brasil
  10. Escribe Daniel Bosque: Mendoza, entre querer, creer y poder
  11. Escribe Daniel Bosque: ¡Ponga cuatro pesos y enter! Decreto: La norma de las retenciones argentinas
  12. Escribe Daniel Bosque: En el mismo lodo, todos manoseados
  13. Aborto: Argentina dijo No. Bosque: La primavera es inexorable
  14. Gloriagate x 2. Bosque: Pijamas parties y aportantes VIP. Villalonga: ¿Ni un Lava Jatito?
  15. Escribe Bosque: Gloriagate, entre creer o reventar
  16. Escribe Daniel Bosque: Plegarias de la minería argentina a la Pachamama
  17. Escribe Bosque: El Abeceb minero tiene cara de mujer
  18. Daniel Bosque: Nuevas caras ¿Otros rumbos?. Julio Villalonga: Los nuevos desafíos
  19. Escribe Daniel Bosque: Los ricos también lloran
  20. (Escribe Bosque) Dos Corea: Una paz con mucho sabor a mineral
  21. Escribe Daniel Bosque: The Energy Game of Thrones
  22. Escribe Daniel Bosque: Manual del 8-M para machistas-leninistas
  23. (Escribe Daniel Bosque) Vení vení, explorá conmigo
  24. Escribe Daniel Bosque: Carta de la minería argentina a los Reyes Magos
  25. Escribe Daniel Bosque: Quién perdió más con la Reforma Previsional
  26. Escribe Daniel Bosque: ¡Viva Perdón carajo!
  27. Escribe Daniel Bosque: ARA San Juan y un país de náufragos sin lágrimas
  28. Escribe Daniel Bosque: Je suis Aranguren
  29. Escribe Daniel Bosque: El discurso del Rey
  30. Escribe Daniel Bosque: A yellow country para todos y todas
  31. Escribe Daniel Bosque: Crónicas de la Argentina bipolar
  32. Escribe Daniel Bosque: Huala y Abimael, dos senderos
  33. Escribe Daniel Bosque: Decime la verdad ¿qué tal estuve? (y la entrevista completa)
  34. (Escribe Bosque) Barcelona en whatsapp: El terror en los tiempos del morbo
  35. (Escribe Daniel Bosque) Solos en la madrugada
  36. (Escribe Bosque) Viva Julio, chau Lava Jato
  37. Daniel Bosque: Lula y Cristina: ¿Casi dos hermanos? / Juan Arias: Brasil, sin fiestas
  38. Escribe Daniel Bosque: Porqué De Vido no irá preso
  39. Escribe Bosque: El debut de Shandong en Veladero
  40. (Escribe Daniel Bosque) Y encima, el Mantagate
  41. (Escribe Bosque) Aquellos pibes de la Era Gutemberg
  42. (Escribe Bosque) Aplausos suicidas al bye bye París
  43. (Escribe Daniel Bosque) Odebrecht en Argentina: It takes two to tango
  44. (Escribe Daniel Bosque) Choripanes, globos y huelgas esperando al WEF
  45. Daniel Bosque sobre Veladero: "En la cancha se ven los pingos"
  46. (Escribe Daniel Bosque) ¿Dime chaval, Mauricio tiene algún futuro?
  47. (Escribe Daniel Bosque): Resucitando a Vaca Muerta. (Ignacio Zuleta): El pacto que moja la oreja K
  48. (Escribe Daniel Bosque) Retenciones al Senado: la minería argentina contraataca (como puede)
  49. (Escribe Bosque) Ese Acuerdo Federal tan temido
  50. (Escribe Daniel Bosque):Las lecciones de Veladero II
 

Propietario: D&C Visual S.R.L. | C.U.I.T.: 30-70894554-0
Piedras 153 3ºA (1070) Ciudad Autónoma de Buenos Aires
Director: Daniel Eduardo Bosque director@miningpress.com

Mining Press es una
publicación de D&C Visual S.R.L.

D&C Visual